"Yo soy yo y mi circunstancia" (1) La responsabilidad de la empresa.

 

 

 

Aunque hay muchísimas definiciones de empresas y empresas de muchos tipos, vamos a centrarnos en las sociedades mercantiles que tienen como objetivo hacer negocios, en concreto en la sociedad anónima de responsabilidad limitada, en la persona jurídica que tiene derechos y obligaciones, no como individuo, sino como organización creada por una o más personas físicas para cumplir un objetivo con ánimo de lucro.

 

 

 

 

 

La empresa como persona jurídica, como cualquier persona, es un organismo, un organismo vivo que tiene su medio. Se afirma con frecuencia que una empresa tiene que adaptarse a su medio, a su circunstancia; pero yo creo que no solo tiene que adaptarse, sino que tiene que responsabilizarse si quiere seguir con vida.

 

 “Yo soy yo y mi circunstancia (1)

 

La también filósofa Maite Larrauri  nos dice que cuando alguien te dice: “mira es que yo soy yo y mi circunstancia”, entendemos que nos está queriendo decir que no todo lo que le sucede depende de él, que él o ella no son del todo responsables porque también han influido las circunstancias.

 

Y se pregunta, ¿Está el filósofo proporcionando una forma de excusarnos, de no ser del todo responsables de lo que somos?

 

Parece que no, Ortega decía que el “yo” era uno de los ingredientes de mi vida y que había otro ingrediente y este era “la circunstancia”.

 

Por “circunstancia” entendía literalmente lo que está a mi alrededor, “circum-stancia”, lo que me circunda. Somos un organismo vivo. Un organismo vivo tiene su medio, decimos que la vida de un organismo está formada por el propio organismo y su medio, forman una unidad, lo que quiere decir que si cambia el medio cambia al organismo y viceversa. (2)

 

Organismo y medio forman una unidad. Una empresa no puede ser ajena al medio donde desarrolla su actividad, al entorno, su “circum-stancia”

 

Ahora bien, continúa Larrauri, aún siendo organismos vivos, en los seres humanos hay algo más. Los humanos tenemos logos, pensamiento, y por tanto buscamos sentido en las cosas. Nos preguntamos el porqué y el cómo de lo que somos. (3)

 

Vamos con otro filósofo, el tercero. ¿Por qué determinadas personas dedican las mejores horas del día, los mejores días del año y los mejores años de su vida a producir algo que nadie les ha pedido? Javier Gomá encuentra la respuesta en la vocación que se compone de dos momentos, visio y missio (visión y misión).

 

La visión consiste en Una cierta idea del todo y quien la tiene, tiene la necesidad de producir un objeto para  prestar consistencia, coherencia, fijeza y perduración a la visio y así ponerla con carácter permanente a disposición de uno mismo y los demás.

He aquí el segundo momento de la vocación: la missio… que supone la activación de todas las facultades, capacidades y potencias humanas en la dirección de una —una sola— de las muchas posibilidades que ofrece la exuberancia vital; a cambio, una inmensa concentración de energías.

 

El cuarto, Inteligencia es ante todo la aptitud para organizar los comportamientos, descubrir valores, inventar proyectos, mantenerlos, ser capaz de liberarnos del determinismo de la situación, solucionar problemas, plantearlos, prolongar el dinamismo de los deseos con proyectos sugestivos.  (4)

 

Una empresa es un organismo que para estar vivo necesita un medio, el entorno, donde realiza su actividad y para ser inteligente necesita una vocación que le libere del determinismo de la situación”. Como persona que es, tiene “logos”, un pensamiento que le da sentido, un objetivo, la vocación, su razón de ser. Organismo, medio y vocación.  Yo soy yo y mi circunstancia y si no la salvo a ella no me salvo yo   Y si cambia el sentido, la razón de ser, la vocación,  tampoco, me atrevo a añadir. Es decir, buscar el sentido de lo que nos rodea (5) y evitar los bandazos de las personas poco inteligentes.    

 

 

(1) José Ortega y Gasset – Meditaciones del quijote. Alianza editorial.

(2) Maite Larrauri, Para todos la filosofía (15): "Yo soy yo y mi circunstancia". Fronterad Revista digital 23 de abril 2015

(3) Javier Gomá Lanzón, Raptado por las musas. El País 16 de agosto de 2013

(4) José Antonio Marina - Las arquitecturas del deseo. Ed. Anagrama.

(5) José Ortega y Gasset, ob. citada. 

Escribir comentario

Comentarios: 5
  • #1

    sex telefon (viernes, 18 noviembre 2016 12:10)

    prazaczątek

  • #2

    tu (martes, 22 noviembre 2016 16:09)

    obute

  • #3

    darmowe wróżby (viernes, 25 noviembre 2016 08:02)

    przesłoniętym

  • #4

    czary miłsne (viernes, 25 noviembre 2016 17:04)

    zewidencjonowawszy

  • #5

    seks telefon (miércoles, 30 noviembre 2016 01:50)

    geopotencjalny